Amplían investigación contra Wilson Santamaría y cuatro más por Caso Respiradores Españoles

Dentro del caso por los 170 respiradores españoles, el Ministerio Público amplió la investigación contra cinco nuevas personas, entre ellas, se encuentran Wilson Santamaría, exviceministro de Seguridad Ciudadana y Hernán Avelino Pereira Fernández, exdirector de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (AISEM).

La documentación a la que tuvo acceso la red ERBOL, señala que esto fue enviado el 24 de marzo de este año por la comisión de fiscales que investiga el caso el ante el Juzgado Primero Anticorrupción y Violencia Contra la Mujer de La Paz.

En la ampliación, Wilson Santamaría es investigado por la presunta comisión del delito de uso indebido de influencias “tipificado y sancionado en el Art. 146 del CP, en calidad de autores conforme lo señala el Art. 20 de CP, extremo que pido tenga presente a los efectos de ley el respectivo control jurisdiccional sea con las formalidades de ley.”

El documento menciona que Hernán Avelino Pereira Fernández, exdirector de la Agencia de Infraestructura en Salud y Equipamiento Médico (AISEM), es incluido en el caso, además de Rosemary Jacinta Ajpi Calle, exprofesional financiera.

Junto a ellos, serán investigados Juan Carlos Cardona, exjefe financiero de la AISEM; y Fernando José Arias Alcerreca, exadministrador regional Santa Cruz de la Central de Abastecimiento y Suministro de Salud del Ministerio de Salud (CEASS). Todos por la presunta comisión de conducta antieconómica e incumplimiento de deberes.

El caso data del pasado año, durante la gestión de facto de Jeanine Añez, por la compra de 170 “ventiladores pulmonares” de la fábrica española GPAinnova a través de la proveedora IME Consulting Global Service SL. El contrato, entre el Ministerio de Salud y la proveedora, estableció un precio total de $us 28.080 dólares por unidad. Se calcula que hubo un sobreprecio de más de $us 3 millones.

En septiembre del pasado año, el fiscal general del Estado, Juan Lanchipa, sostuvo que habían suficientes elementos para imputar a los principales investigados e incluso afirmó ya se iba a presentar una acusación para instalar la etapa del juicio.